El escultor peruano Jaime Obregon terminó recientemente su último trabajo de escultura, el busto de una mujer en piedra negra de nuestra cantera en Igea, La Rioja. El escultor ha quedado gratamente sorprendido por la trabajabilidad de la piedra y la belleza del resultado final al pulir la piedra.

Jaime Obregon tiene 13 años de experiencia en el ámbito artístico, realiza obras para entes públicos y privados y ha expuesto durante estos años en varias galerías en Perú.

En breve iniciará nuevas esculturas con piedra negra y seguro que más pronto que tarde podrá exponer sus obras.